Paciencia, pacientes

Mar 31, 2008 | Facultad de Ciencias Sociales, Humanidades y Artes

Por Juan David Cort?s Cano
jcortes2@unab.edu.co

Hacer fila para apartar una cita, esperar tres o cuatro horas para que los atienda un m?dico o para que les tomen una muestra de laboratorio es el reto que tienen que asumir los 267 mil pacientes beneficiarios del r?gimen subsidiado de salud, quienes se encuentran clasificados en niveles de cero a tres en el Sistema de Selecci?n de Beneficiarios de programas de subsidios del Estado (Sisben) y las Administradoras de R?gimen Subsidiado (ARS).

Jenny Roc?o Berbes?, una usuaria del Centro de Salud Nuestra Se?ora del Rosario afiliada a la ARS Caprecom, que lleg? desde las 6:30 a.m. y lleva esperando cuatro horas para practicarse una citolog?a, afirma que el problema se debe a la falta de personal m?dico. ?La cantidad que hay no es suficiente para atender a todos los pacientes que llegan. Por ejemplo, la jefe de enfermeros tiene que atender crecimiento y desarrollo, control prenatal y citolog?as. Deber?a haber por lo menos una persona que se encargara de hacer s?lo citolog?as y as? se agilizar?a el proceso?, dice.

La situaci?n se produce porque en Bucaramanga ?nicamente hay 22 centros de salud nivel 1, de los cuales 16 laboran ocho horas diarias y atienden consultas externas, promoci?n y prevenci?n, odontolog?a, control de crecimiento y desarrollo, control prenatal y algunas tomas de muestras de laboratorio. S?lo los cinco restantes tienen atenci?n 24 horas, y prestan adicionalmente servicios de urgencias, toma y an?lisis de muestras de laboratorio y entrega de medicamentos. Entonces cuando se presenta una urgencia en los puestos de salud que trabajan una jornada, los funcionarios deben remitir a los pacientes a los centros que funcionan permanentemente ya que no cuentan con la infraestructura adecuada ni con los equipos m?dicos para atender urgencias. ?No atendemos ni urgencias ni peque?as cirug?as ya que esto es un centro de salud ocho horas. En caso de una urgencia, ac? solamente se prestan los primeros auxilios y se remite al paciente. Por ejemplo, si llega alguien con un preinfarto lo que hacemos es estabilizarlo y remitirlo, porque no hay base de ox?geno, ni medicamentos para suministrarle?, afirm? la enfermera jefe del Centro de Salud Campo Hermoso, Claudia Juliana Quijano.

Lo anterior genera una sobrecarga en las instituciones de nivel 1 que prestan atenci?n las 24 horas del d?a, pues tienen que atender los pacientes que est?n adscritos a ese centro de salud, m?s los pacientes de 5 ? 6 centros de salud cercanos. ?Nos remiten mucha gente de todos los barrios de Bucaramanga, entonces por la misma cantidad de personas que nos llegan la infraestructura se nos qued? peque?a para atender toda la demanda de usuarios. Consideramos que este centro de salud deber?a ser m?s grande, que deber?a remodelarse porque los consultorios que tenemos actualmente no son suficientes para abastecer la demanda de la poblaci?n que solicita los servicios?, comenta Alba Luc?a R?os Ord??ez, enfermera jefe del Centro de Salud Nuestra Se?ora del Rosario. A lo cual Juan Jos? Rey, gerente del Instituto de Salud de Bucaramanga (Isabu), aduce que la entidad es consiente de que la sociedad bumanguesa, en especial la de bajos recursos, requiere m?s y mejores servicios y que est?n empe?ados en proporcion?rselos pero que el Isabu se mueve. ?Tenemos m?s de 100 m?dicos a disposici?n de las comunidades. El problema no tiene que ver con las necesidades sino con las expectativas de los usuarios; a la gente le gusta que la atiendan r?pido, que la atiendan de una manera muy cordial, hay gente a la que le gusta que el m?dico la examine bastante, hay otra a la que no, entonces es muy compleja esa situaci?n?, afirma.

Pero la falta de atenci?n oportuna no es la ?nica molestia de las personas que tienen r?gimen subsidiado en salud, otra de las fallas es la relacionada con la entrega de medicamentos, pues van a consulta al centro que tiene servicio de 8 horas y les formulan pero tienen que desplazarse al centro de referencia para poder reclamar los medicamentos, situaci?n que a veces se torna inc?moda y otras veces dif?cil para los pacientes ya que no cuentan con los recursos necesarios para trasladarse de un lugar a otro o simplemente porque el valor de los medicamentos es proporcional al valor de los buses. Seg?n Erica Ascencio, usuaria del Centro de Salud Campo Hermoso, por la ARS Asmedsalud, el servicio que se presta es demorado pero bueno. Comenta que la atenci?n es muy humana y cordial, ?pero en cuesti?n de entrega de medicamentos est?n muy mal, a veces cuestan m?s los pasajes de los buses para ir a reclamarlos que comprarlos en la droguer?a, y ah? s?lo le dan a uno medicamentos baratos, esos caros no los dan, toca ?meterse la manito al dril??.

Al respecto, Juan Jos? Rey manifiesta que en el tema de entrega de medicamentos hay muchos Centros de Salud que no cuentan con espacio para montar una farmacia y que para manejar eficientemente los recursos se debe usar una sede en la cual se concentre el servicio, ya que una farmacia en cada centro de salud requiere nombrar m?s empleados. ?Estamos trabajando una propuesta para aumentar de seis a diez los puntos de entrega de medicamentos y cubrir por lo menos la mitad de los centros, incluso estamos pensando en recoger las f?rmulas m?dicas que se solicitan por ejemplo en el centro de salud Morrorico que queda cerca al Centro de Salud Nuestra Se?ora del Rosario y llevar los medicamentos hasta el centro de salud para que las personas no se tengan que desplazar y as? no tendr?amos que poner farmacia en Morrorico?.

?Habla el gerente del Isabu

?Tenemos que aumentar los servicios, Bucaramanga ha crecido y tambi?n ha aumentado la gente que se encuentra en las comunidades menos favorecidas, hay sitios que requieren m?s presencia de los servicios de salud, tenemos el deseo de hacer m?s presencia en el sector rural, El Pabl?n, en Caf? Madrid. Necesitamos tambi?n abrir otros centros 24 horas.

Lo importante es que ya hay unas necesidades de oferta que hemos identificado, y estamos buscando los recursos porque cada vez que se abre un servicio eso vale.

En este momento el Isabu tiene un equilibrio financiero pero si vamos a crecer necesitamos saber cu?les son las fuentes de financiaci?n que vamos a tener para que cada centro que abramos sea sostenible en el tiempo y para que no entremos en una crisis financiera en el futuro?.? Por ello, mientras todos estos proyectos se llevan a cabo los pacientes deben seguir siendo pacientes.

Ir al contenido